• Mimesis Sensations

Por qué el sérum no puede faltar en tu rutina de belleza

¿Sequedad? ¿Arrugas? ¿Falta de nutrición? Para mejorar la apariencia de tu piel hay un aliado que no puede faltar en tu neceser: el sérum. Gracias a su acción intensiva, puedes lucir un rostro más fresco, suave y luminoso, ¡todo un lujo para la piel!


Los sérum faciales son bases concentradas que actúan de forma rápida e intensiva, permiten una reparación más profunda de la piel, ya que penetran en las capas más profundas, y son de absorción inmediata. La diferencia principal entre un sérum y una crema es que el sérum hidrata de forma más intensa la dermis y consigue llegar a las capas más profundas de la dermis para poder liberar sus ingredientes activos y así atacar algún problema en específico, de esta forma nutre toda la piel desde adentro hacia afuera, es decir, desde la capa más profunda hasta la más superficial. Además, su concentración de principios activos es mucho mayor en comparación con la crema. Por todo ello, los sérums son perfectos cuando se trata de cubrir necesidades más específicas.


Su textura suele ser muy suave y ligera, y puedes encontrarlos en forma de gel, fluidos o emulsiones. Entre sus principales beneficios destacan:


  • Es de rápida absorción

  • Actúa en las capas más profundas de la piel

  • Posee un alta concentración de ingredientes activos

  • Resulta más eficaz para actuar profundamente en la piel

  • No deja textura grasa

  • Se aplica con pequeñas cantidades

  • Optimiza toda la rutina de belleza, ya que facilita los efectos de la crema que se aplicará posteriormente






¿cuándo empezar a usarlo?


Lo ideal es empezar a hacerlo alrededor de los 30 años. El motivo no es otro que es en este momento cuando aparecen los primeros signos de envejecimiento en el rostro. A partir de entonces, se puede continuar usando los sérums faciales ya que en cada edad aportarán lo que más necesita la piel: hidratar e iluminar el rostro, atenuar arrugas, rejuvenecer el rostro o darle una hidratación extra a la piel.



El sérum concentrado de Mimesis Sensations


Con acción intensiva, de rápida y fácil absorción, el sérum concentrado de Mimesis Sensations (25€) es un gel fluido no oleoso que nutre, hidrata e ilumina la piel atenuando las arrugas. Deja una piel sedosa gracias a la alta concentración en nutrientes que posee, ingredientes y extractos vegetales como aloe vera, glicerina vegetal, ácido hialurónico, naranja dulce o jengibre, entre otros. Su fórmula natural hidrata en profundidad la piel más sensible, combate la aparición de los signos propios de la edad y protege la piel de agentes externos.




¿CÓMO SE DEBE APLICAR?


Para aplicarlo correctamente y conseguir los resultados deseados, debemos usar el sérum a diario, mañana y noche, y seguir estos pasos:

  1. En primer lugar, debemos elimina de la piel cualquier resto de maquillaje con el agua micelar.

  2. Seguidamente, limpiamos bien la piel con el jabón facial en espuma. De esta forma dejaremos la cara limpia e impoluta para poder aplicar el sérum.

  3. A continuación, aplicamos 2 o 3 gotas de sérum sobre la piel y extiéndelo realizando un suave masaje circular por el rostro, evitando la zona del contorno de ojos.

  4. Una vez la piel haya absorbido bien el sérum, aplicamos la crema hidratante de día o la crema nutritiva de noche, según corresponda, para acabar de nutrir bien el rostro.

Ahora que ya conoces todos los secretos del sérum, ¿a qué esperas para probarlo?


29 vistas
  • Facebook
  • Instagram

C/ Bordeus, 24 1º 08029 Barcelona  © 2020 Herbora, SL | Aviso legal